Buscadores de su presencia

¿Alguna vez has estado en presencia de una persona sumamente importante?. No se tu experiencia, pero posiblemente no te has podido acercar lo suficiente como para tocarlo.

La predicadora americana Priscilla Shirer cuenta que hace varios años atrás el presidente de los Estados Unidos solicito utilizar los predios de la iglesia que el papá de Priscilla pastorea en Dallas, Texas. Alli se haria  una conferencia de prensa como parte de una visita que ya tenía programada a esa ciudad.

Como parte del protocolo de seguridad y con unos meses de anticipación el servicio secreto de Estados Unidos solicito los datos demográficos. Certificados de nacimientos, identificaciones con foto y la tarjeta de seguro social de cada una de las personas que estarían ahí ese día, incluyendo al hijo de tan solo 6 meses de Priscilla.

A tan solo unos días del encuentro con el presidente, servicio secreto hizo una inspección exhaustiva de las facilidades de la iglesias. Coloco un perímetro de seguridad e inclusive colocaron una especie de carpa de seguridad justo en la entrada de la iglesia. Esto para que cuando el vehículo del presidente llegara, pudiera entrar sin ser divisado por un posible francotirador.

La conferencia de prensa fue de tan solo unos minutos y por razones de seguridad no se le permitió a nadie acercarse demasiado ni tocar al presidente, solo pudieron verlo desde cierta distancia razonable.

El presidente se retiró tan rápido como llego sin ningún tipo de contacto o interacción con la gente allí reunida. La máxima figura de autoridad de la nación más poderosa del mundo no permite nos acerquemos lo suficiente como para entablar una relación con él.

Afortunadamente, Él Dios creador de todo el universo nos ofrece el privilegio de ser llamados sus hijos y nos invita a acercarnos a Él. Pero, ¿Cómo podemos acercarnos a Dios? Leamos el siguiente versículo.

Hebreos 10:22 NTV: Entremos directamente a la presencia de Dios con un corazón sincero y con plena confianza en él. Pues nuestra conciencia culpable ha sido rociada con la sangre de Cristo a fin de purificarnos y nuestro cuerpo ha sido lavado con agua pura.

Este versículo nos ofrece 3 formas en las que podemos acercarnos a Dios.

  • Podemos entrar directamente: No hay nada ni nadie que nos impida acercarnos a Dios directamente y sin intermediarios. En el antiguo testamento solo el sumo sacerdote podía entrar a la presencia de Dios para interceder a nuestro favor.

    Luego, Cristo entrego su vida en la cruz del calvario y resucito, y ese sacrificio nos permite libre acceso a la presencia de Dios. Santiago 4:8 nos dice “Acérquense a Dios y Él se acercara a ustedes”.

  • Acércate con un corazón sincero: Un corazón sincero es genuino, sin engaños ni motivos ocultos. Un corazón sincero identifica a una persona que es honesta y confiable. Dios conoce todas las cosas, él ve hasta nuestros más profundos pensamientos, así que no hay razón para querer ofrecer una imagen de alguien que no somos.

El Salmo 51:17 dice: El sacrificio que sí deseas es un espíritu quebrantado; tú no rechazaras un corazón arrepentido y quebrantado.

Procura llegar con toda sinceridad delante de la presencia de Dios, Él sabe que no somos perfectos, pero demanda que seamos sinceros delante de Él.

  • Acércate con confianza: Dios no te va a rechazar, si lo has reconocido como tú único Dios, puedes entrar con la total confianza de que eres hijo/hija. Ve delante de Dios confiando en todas su promesas, que Dios nunca te fallara y que te ama profundamente, esa confianza de Fe te ayudara a seguir adelante no importa tu situación.


Hebreos 4:16:
Así que acerquémonos con toda confianza al trono de la gracia de nuestro Dios. Allí recibiremos su misericordia y encontraremos la gracia que nos ayudara cuando más la necesitamos.

Ten la absoluta confianza de que Dios te oye y desea ayudarte, no solo eso, sino que anhela tener una relación personal e íntima contigo. Dios ama darte todo lo que necesitas, pero más que eso, anhela que lo busque por quien Él es, no solo por lo que puede darte.

Entra sabiendo que la sangre de Cristo limpio tu pecado. El sacrificio de Cristo en  la cruz trajo el perdón de pecados a todos los que lo hemos reconocido como señor y salvador.

Dios desea un lugar de encuentro contigo cada día. Un buen anfitrión sabe cómo recibir y honrar a su huésped y tu puedes ser anfitrión de la presencia de Dios.

Cierro diciendo lo siguiente, todos los grandes avivamientos de la historia fueron provocados por hombres y mujeres que no se conformaron con visitar una iglesia por cierta cantidad de días a la semana, sino que fueron buscadores y provocadores de la presencia de Dios.

¿Dónde está esa generación que dejara a un lado toda distracción para sumergirse en la presencia de Dios? Dios continúa buscando esa generación para entregarles el próximo gran avivamiento ¿Eres tu uno de esos?

Un poco más acerca de mi

Pastor del ministerio de jóvenes Grace Connection” del Centro Cristiano Gracia y Verdad del pueblo de Yabucoa, Puerto Rico. Soy esposo y papá, nuestra agenda del 2016 está abierta, para invitaciones me puedes escribir a agenda@jrberrios.com

Me puedes seguir en las redes sociales en Facebook como José Rene Berrios-Pastor , en Twitter e Instagram en jrberriospr y Snapchat: jrberrios28 y en nuestra página de internet http://www.jrberrios.com/

You can leave a response, or trackback from your own site.
0 comments
Powered by WordPress
googled17ffe9d777f6a44.html www.hypersmash.com