Ven con confianza

¿A quién le gustan los problemas? ¿A quién le gusta sentirse frustrado? Por lo menos Yo puedo decir que no me gusta para nada pero ¿Sabes que los problemas y la frustración son parte de la vida? Jesucristo nos lo dejo bien claro en Juan 16:33: Aquí en el mundo tendrán muchas pruebas y tristezas; pero anímense, porque yo he vencido al mundo.

Dicen que en guerra avisada, muere menos gente, Jesús fue claro, tendremos problemas, tendremos días tristes, pero confía porque esta batalla la peleo Yo por ti. Pero lamentablemente cuando estamos frente a la situación se nos olvidan las palabras de Jesús. Es en esos momentos en que comenzamos a cuestionarnos tantas cosas ¿Dios se olvidó de mí? ¿Valdrá la pena el continuar sirviendo a Dios? ¿Terminara algún día esta situación? La respuesta a la primera pregunta es no, Dios no se ha olvidado de ti, la respuesta a las otras dos preguntas es si, vale la pena cada segundo el servirle a Dios y si, la situación difícil que enfrentas tiene fecha de expiran, terminara en su momento dado.

Entonces, ¿Que debemos hacer en medio de nuestro tiempo difícil? La carta escrita a los hebreos, capitulo 4:16 nos da este consejo: Así que acerquémonos con toda confianza al trono de la gracia de nuestro Dios. Allí recibiremos su misericordia y encontraremos la gracia que nos ayudará cuando más la necesitemos.

He podido que a veces cuando estamos pasando momento difíciles, por alguna razón que no tiene mucha lógica, tendemos a alejarnos de Dios, pero tenemos los papeles invertidos. Es precisamente en medio de la situación difícil que debemos procurar buscarlo con toda sinceridad. No debe sentir ni miedo ni vergüenza de acercarte a Dios y plantearle tu situación, decirle exactamente qué es lo que sientes. Sin tapujos, sin reservas, Dios no se va a ofender por tu sinceridad, todo lo contrario, como dice el versículo, es en su presencia que recibiremos su misericordia y la gracia que necesitamos.

La misericordia de Dios significa que él no nos dará lo que en realidad merecíamos, no habrá castigo, no habrá señalamientos solo encontraras en El pura compasión por que El entiendo por lo que estás pasando. La gracia de Dios significa que nos dará su perdón y su amor incondicional y bendiciones que no nos ganamos, pero aun así El decidió bendecirnos con ellas.

Amigo y amiga que me lees, no importa cuán dolorosa, cuan frustrante o vergonzosa sea la situación que estás pasando, te invito a que tomes unos minutos y hables con Dios y le abras tu corazón, déjale saber que sientes, pero más que nada, te invito a confiar en Él. Recuerda que aunque tú no veas una posible solución a tu situación, Él sabe cuál es la solución, aunque tú no veas una posible puerta de salida, el conoce todas las posibles salidas y aunque tu pienses que Dios se olvidó de ti, eso nunca podría pasar, tu eres tan importante para Dios que envió a su único hijo a morir a la cruz del calvario por amor a ti.

Mi oración es que sea cual sea tu situación confíes en que sin lugar a dudas Dios llegara a tiempo a tu rescate. Muchas bendiciones amigos!

Copyright © 2013. All Rights Reserved.

Both comments and pings are currently closed.
Powered by WordPress
googled17ffe9d777f6a44.html www.hypersmash.com