Ver con el corazón

Creo que todos en algún momento de nuestras vidas, seas o no seas una persona cristiana has escuchado la frase “Hay que tener Fe”. Pero tristemente creo que en la mayoría de las ocasiones, recurrimos a la Fe cuando ya hemos intentado todo por nuestras propias fuerzas lograr algo y se nos ha hecho imposible. También asociamos la Fe como una cuestión de religión, pero esto se aparta de la realidad.

Hebreos 11:1: La fe es la confianza de que en verdad sucederá lo que esperamos; es lo que nos da la certeza de las cosas que no podemos ver. 

La fe no es magia, no es solo tener  un “pensamiento positivo”, la Fe es creer que Dios hará aquello que en su palabra El ha prometido hacer. Dios es el único que es digno y merecedor de nuestra Fe. Muchas personas han puesto su Fe en sus talentos, en su posición social, en su dinero, en otra persona, etc. Ninguna de estas cosas son merecedoras de nuestra Fe ya que todas son pasajeras y todas nos puede fallar, más Dios es eterno y nunca nos falla.

Dios no nació, Dios no fue creado, Dios es el único creador de todo lo que nos rodea en la tierra y fuera de ella. La Fe en Dios nos lleva a creer que no hay imposibles, lo que es imposible para el hombre, es posible para Dios. Así que cuando llegue ese sentimiento de desesperanza, cuando pienses que no hay solución para tu problema o tu situación, recuerda que para el Dios del cielo todo es posible. Depositar nuestra Fe en Dios significa que confiamos en El.

La Fe no se basa en lo que sentimos o vemos, sino en lo que creemos. Nunca dudes que Dios te escucha, sus oídos este siempre atento al sonido de tu voz. Para terminar quiero dejarte con dos pensamientos del autor Víctor Centeno.

“Fe es ver con el corazón lo que no se puede ver con los ojos”

“Alimenta tu alma con Fe y tus dudas se morirán de hambre”

(Todos los derechos de autor pertenecen a José René Berrios)

You can leave a response, or trackback from your own site.
4 comments
F.Roman
F.Roman

Mucha Fuerza Especial..........................

Ivette
Ivette

Hermosa reflexión. Siempre me he considerado una mujer de fe.. aun cuando estuve lejos de los caminos del Señor solo la fe que depositaba diariamente en el me mantuvo firme en mis propositos, nada hay mejor que alimentar nuestra fe cada dia, con el estudio de la palabra y con oracion, es vivir sin temor por que sabes que jesucristo es quien te guarda, es no preocuparse en el futuro por que sabes que quien te sostiene es el rey de reyes, eso no quiere decir que te sientes a no hacer nada sino que haces lo mejor que esta en tus manos y el resto se lo dejas al Señor con la confianza absoluta de que el va a obrar. "Sin fe es imposible agradar a Dios" que Dios te bendiga grandemente.

Powered by WordPress
googled17ffe9d777f6a44.html www.hypersmash.com