El amor

En el día de hoy se celebra mundialmente el día dedicado al amor, el día de llamado como San Valentín . También se llama el día de la amistad pero en general lo que realmente se celebra es el amor de pareja. Que lindo es cuando nos sentimos enamorados, cuando sabemos que tenemos esa persona especial a nuestro lado, esa persona con la que queremos pasar el resto de nuestros días con ella.

Pero lamentablemente este tipo de amor, hoy día lo han ido desvalorando. Lo podemos ver en las películas y novelas, lo han convertido en una relación sin ningún tipo de compromiso, algo meramente pasional. Dios no lo creo para que fuera de esa manera, al contrario.

Los griegos tenían una palabra para esta clase de amor, lo llamaba eros. Quizás oímos esa palabra y pensamos en algo erótico, pero eros significa mucho más que el amor sexual. En esencia eros describe la clase de amor que yo doy para satisfacer mis apetitos. Eros es el amor en búsqueda del tesoro. ¿Hay algo malo en esta clase de amor? Claro que no, pero todo tiene su tiempo y su lugar.

Lo malo es que hoy día se le ha dado prioridad solo a el amor pasajero, al amor pasional, el que hoy esta y mañana no, te dicen aprovecha el ahora, el amor tipo Hollywood. Lo triste es que ese amor es falso, es irreal, la verdad es que el amor de Hollywood se queda demasiado corto del modelo de amor que esta vivo y real en el corazón de Dios.

¿Pero qué pasó con el amor para toda la vida? ¿Qué pasó con el compromiso del matrimonio? Es triste ver que muchas parejas antes de casarse ya están pensando en el divorcio. Dicen “Si no me va bien, me divorcio” “si no me puede dar esto o aquello me divorcio, más adelante vive gente” ¿Pero que pensamiento es ese que antes de empezar una vida juntos están pensando en como finalizarlo?

Proverbios 18:22: El hombre que halla esposa encuentra un tesoro, y recibe el favor del SEÑOR.

Dios nos creo con el deseo de compañerismo. Nos creó con ese deseo intenso por la intimidad espiritual, emocional y, si, también la física. Hay otra clase de amor, un amor más elevado que es lo suficientemente fuerte como para edificar sobre él una relación que dure toda la vida. La misma clase de amor que Dios tuvo por cada uno de nosotros cuando envió a su único hijo para que muriera en nuestro lugar.

Pero si eres soltero o soltera, no te desanimes, el hecho que aún no haya llegado esa persona especial no significa que no llegará.

Cantares 8:7: Las muchas aguas no pueden apagar el amor, ni los ríos pueden ahogarlo.  Salmo 37:4: Deléitate en el SEÑOR, y él te concederá los deseos de tu corazón. Si has tenido que esperar por esa persona especial, déjame decirte que esperar o buscar la persona correcta vale la pena, no es tiempo perdido, sino que es un tiempo que realmente puedes aprovechar para realmente encontrar esa persona con quien estarás el resto de tu vida y para crecer en tu relación con Dios.

De acuerdo a una información que pude encontrar, las perlas naturales se forman cuando un cuerpo extraño penetra al interior del cuerpo del molusco formando la sustancia conocida como nácar. Al cabo de un período variable la partícula termina cubierta por una o más capas de nácar, formando una perla, y tardan aproximadamente 10 años en crearse. ¿Sabías ese detalle? Las perlas se convierten en una de las joyas más codiciadas del mundo entero, sin embargo hay un tiempo largo de espera para que se puedan formar.

Te puedo decir que vale la pena cada segundo de la espera, y también te puede decir que YO, halle mi perla preciosa. Proverbios 31:10: Mujer virtuosa, ¿quién la hallará?
Porque su estima sobrepasa largamente a la de las piedras preciosas.

You can leave a response, or trackback from your own site.
0 comments
Powered by WordPress
googled17ffe9d777f6a44.html www.hypersmash.com